PARA UN POEMA
A ZAPATA

Por Raúl Garduño


Qué se pudiera pensar a estas horas
sino la sombra de su caballo,
sino su pelo,
sino sus ojos
por donde entraron los hombres ardiendo
como pequeñas espadas...

Nada hay más adentro de nuestra sangre,
que su nombre,
que su bigote pintado al aire,
que su sombrero,
aquel donde lloraba su larga,
extensa valentía mexicana.


Snopjibal ta stojol Zapata

Yo´tik beluk ya stak´ya´an jkot´antik
te manchuk jwaichintik te skeawul te skawayu,
te stsotsil sjol,
te sit yelaw,
banti te tsaktomba ay nax ochel sk´aal yot´anik
te winiketik sok yatibik...

Mayuk bi yan jk´ejojtik ta jch´ich´eltik,
te ma jauk te sbiil,
te yisim smeseset nax ta ik´,
banti la smal bayal ya´lel sit,
yu´un te smuk´ul yot´an ta stojol mejiko.

Traducción al tzeltal: Jonatan López Rodríguez

.
Fuente:

Raúl Garduño. Para un Poema a Zapata.
Poema escrito en 1962.
Revista del Consejo. No. 1.
Julio - Agosto de 1990. p.
5 y 6
Consejo Estatal de Fomento a la Investigación
y Difusión de la Cultura. Chiapas, México.

Zapata. Fresco de Alfredo Zalce. Tomado de:
Zapata. Iconografía. Fondo de Cultura Económica.
México, 1a ed. 1979, 3a reimpresión 1995. 142 pp.
Selección de textos: José Luis Martínez. Investigación
y selección de fotos: Alba C. de Rojo y Rafael López Castro.
P. 111
. Fuente Iconográfica: Lola Alvarez Bravo