EUFEMIO ZAPATA SALAZAR
1873 - 1917

 

Nació en Villa de Ayala el año de 1873; fue hijo del señor Gabriel Zapata y de doña Cleofas Salazar; sus estudios primarios los realizó en el mismo pueblo. Desde muy joven se dedicó a ayudar a sus padres en las labores del campo y se distinguió por ser un hombre de mucho carácter. Era muy corpulento y sabía salir bien librado de sus adversarios. Era muy difícil que se entendiera con las personas.

El 15 de junio de 1879, Eufemio se vio obligado a abandonar la patria chica en unión de su hermano, pues era objeto de persecución por las autoridades porfiristas, pues tanto él como su hermano se habían dedicado a defender los intereses de Anenecuilco, cosa que lo obligó a trasladarse a la hacienda de Xaltepec, Estado de Puebla, después de que tuvo que recurrir a la violencia para rescatar de la policía a su hermano Emiliano.

Posteriormente radicó en el Estado de Veracruz, en donde lo encontró el estallido de la revolución.

Eufemio se incorporó con su hermano, en el pueblo de Tepexco en los primeros días de abril de 1911, por lo que inclusive pudo ya asistir al sitio y toma de Cuautla en el mes de mayo de 1911.

Al surgir las dificultades que provocaron los hacendados en el Estado de Morelos, con el fin de eliminar a Eufemio que ya ostentaba el grado de coronel, fue a principios de agosto de 1911 a Tehuacán, Pue., para entrevistarse con Madero. Cuando éste fue a la ciudad de Cuautla el 18 de agosto, también fue Eufemio quien le dio la bienvenida en Yecapixtla y lo acompañó hasta Cuautla, prestándole seguridad.

Eufemio siempre fue un hombre de mucho arrastre y cuando Emiliano Zapata rompió con el gobierno de Francisco León de la Barra, rápidamente pudo organizar una columna de mil hombres en la zona del volcán; al tomar Tochimilco en octubre de 1911 se le unieron más de 300 hombres a sus filas.

Al proclamarse el Plan de Ayala, Eufemio fue uno de los primeros firmantes, ya con el grado de General juró también defender los postulados de dicho Plan.

Eufemio Zapata fue muy activo en el Estado de Puebla. En marzo de 1912, dejó aislada la ciudad capital por haber levantado la vía del ferrocarril, entre las estaciones de Rosendo Márquez y Tecamachalco; lo mismo hizo en la ciudad de Oaxaca, pues levantó la vía del cañón de Tamellín; el 25 de marzo tomó la plaza de Tepeaca con intenciones de apoderarse de Tehuacán; y el 26 de ese mismo mes sitió la plaza de Puebla lo que alarmó al Presidente Madero.

Eufemio Zapata fue el primero en realizar un acto de reivindicación agraria en el pueblo de Ixcamilpa, el 30 de abril de 1912, donde devolvió las tierras a los campesinos de ese lugar que les habían sido arrebatadas anteriormente.

Eufemio Zapata encabezó la lista de firmantes de los jefes que ratificaron el Plan de Ayala en San Pablo Oxtotepec. Además fue el que inició el reparto de tierras en la ciudad de Cuautla en el año de 1914.

Fue asesinado en esa ciudad el 17 de junio de 1917 por el coronel Sidronio Camacho en una reyerta de cantina; Camacho tuvo que huir de la ciudad de Cuautla y refugiarse entre las tropas carrancistas.

El cadáver de Eufemio Zapata fue inhumado en Anenecuilco, donde actualmente reposan sus restos.

 

.
Fuente:

    Valentín López González. Los Compañeros de Zapata.
    Ediciones del Gobierno del Estado Libre y Soberano de Morelos.
    México, 1980, p. 278-280.